lunes, 24 de octubre de 2011

Y arrepentíos todos ante de Allah



Sheikh Abdul-Aziz Ibn 'Abdullah Ibn Baaz (rahimahullaah)


BismiLLehi ar-Rahman ar-Rahim

Allah - glorificado sea - ha enseñado el arrepentimiento a sus siervos.

En este sentido, dijo:

"Y volveos a Allah todos, oh creyentes, para que podáis tener éxito. "

 [1]

Y dijo:

"¡Vosotros que creéis! Volveos a Allah sinceramente"

 [2]

Y dijo:

"Y es cierto que Yo soy Indulgente con el que se vuelve a Mí, cree, actúa con rectitud y se guía.. "

 [3]

El Profeta (sallallahu 'alayhi wa salam) dijo: "Quien se arrepiente después de haber cometido un pecado es como el que nunca lo hubiera cometido." Aquel que haya cometido algún pecado debe apresurarse de arrepentirse, lamentarlo, dejando de cometer pecados, tener cuidado y decidir no hacerlo de nuevo. Allah, glorificado sea, acepta el arrepentimiento de aquellos que se arrepienten.

Cuando el siervo se arrepiente sinceramente, lamenta sus acciones y decide  no repetir más el pecado y abandona el pecado definitivamente por veneración hacia Allah y por temor a Él , Allah aceptará su arrepentimiento y borrará sus pecados anteriores y le otorgará Su gracia y Sus bendiciones.

Sin embargo si el pecado consiste en una injusticia cometida en detrimento de los siervos fieles, tenemos en este caso, además del arrepentimiento descrito anteriormente, reparar el daño causado y pedir perdón al afectado, diciendo: "Hermano, perdóname" "discúlpame"  u otras expresiones similares, o restablecerle según el hadiz citado por el autor de la pregunta y otros hadices y  versículos.

El Mensajero (sallallahu 'alayhi wa salam) dijo: "Quien ha cometido una injusticia, en detrimento de su hermano debe pedirle que le redima antes de que no haya ni dinar ni dirham; porque entonces si dispone de buenas obras, se le deducirá el equivalente de la injusticia cometida . Si no tiene buenas obras, se le atribuirá las malas acciones de su compañero [adversario]." [4]

El creyente [musulmán] debe asegurarse de permanecer liberado en realción a los derechos del otro, él debe ser absuelto o  pedirle ser eximido. Si el derecho está sobre su honor, debemos pedir perdón a la persona si es posible. Si esto no es posible y se teme que las consecuencias de este planteamiento no pueden resultar sino en un mal mayor, es suficiente contentarse con pedir disculpas a la víctima, suplicar por ella e invocar las buenas cualidades que conocemos, con el fin de borrar el mal que le hicimos. Esto permitirá limpiar esto. Hablar del bién de su conocido y difundir sus buenas cualidades para compensar las malas cualidades anteriormente divulgadas. También, se debe pedir perdón y rogar por esa persona. Poniendo fin así al problema. [5]
Notas

[1] Corán 24/31

[2] Corán 66 / 8

[3] Corán 20/82

[4] Reportado por al-Bukhari en su Sahih

[5] Madjmu fatwas de Shaykh Ibn Baaz, 4 / 374

http://www.manhajulhaqq.com/spip.php?article79

Traducido del francés al castellano por Um Amina